La enfermedad de los huesos a menudo no tiene ningún síntoma hasta que tus huesos son muy débiles.  La única manera de saber si tienes enfermedad de los huesos es con examinarlos.  El examen para la salud de los huesos podría incluir:

  • Análisis de sangre para verificar si hay:
     - Calcio
     - Fosforo
     - La hormona paratiroidea (PTH)
     - Vitamina D
  • Examen de densidad de los huesos o un rayos X
  • Biopsia de los huesos (raro)

La enfermedad de los huesos puede causar dolor de los huesos y de las articulaciones, fracturas de huesos, infecciones y problemas en la piel.  Tener problemas con la cantidad de calcio y fosforo en la sangre también pueden causar ataques del corazón.