Artículo

Otros problemas de salud después de un trasplante

Conozca algunos problemas de salud que pueden ocurrir después de un trasplante, como diabetes, presión arterial alta y gota.
Revisión médica de
AKF's Medical Advisory Committee
Última actualización
December 17, 2021

La mayoría de las personas se sienten mejor y viven más después de un trasplante. Pero aún pueden presentarse problemas de salud indeseados, como los causados por las medicinas que debe tomar, o problemas médicos subyacentes que tenga. Es menos probable que se presenten algunos problemas de salud, pero otros son más frecuentes. Es posible que tenga una probabilidad mayor de presentar las siguientes afecciones.

Diabetes

Después de un trasplante podría presentar diabetes (concentraciones altas de azúcar en la sangre) debido a las medicinas que requiere tomar para prevenir el rechazo. Ciertas medicinas inmunosupresores y esteroides previenen que su cuerpo use la insulina de manera normal, lo que podría ocasionar concentraciones altas de azúcar en la sangre. Su probabilidad de presentar diabetes es mayor si tiene peso excesivo u obesidad, o si tiene antecedentes familiares de diabetes.

Su equipo de atención médica puede hacerle pruebas de sangre para vigilar con atención sus concentraciones de azúcar en sangre después del trasplante.

Si presenta diabetes o ya la tiene, las concentraciones altas de azúcar en la sangre pueden causar daños graves a su corazón, vasos sanguíneos, ojos, pies y nervios. Es importante que tome medidas para prevenir la diabetes o controlar su concentración de azúcar en la sangre.

Aprenda más sobre la diabetes y la manera de prevenirla o evitar que empeore.

Hipertensión arterial

Con hipertensión arterial su corazón trabaja demasiado para bombear la sangre. Su probabilidad de presentar hipertensión es más alta después de un trasplante debido a las medicinas que debe tomar para prevenir el rechazo. Su probabilidad de presentar hipertensión es más alta si tiene peso excesivo u obesidad.

Su equipo de atención médica le dirá cómo medirse la presión arterial después de su trasplante. Después de su trasplante, la presión arterial ideal es menor de 130/80.

Su equipo también le ayudará a controlar su presión arterial haciendo lo siguiente:

  • Manteniendo un peso sano
  • Consumiendo menos sal
  • Tomando medicina para la presión arterial, si su médico se la receta

Si presenta hipertensión arterial (o ya la tenía), esta puede causar daños graves a su corazón y a sus vasos sanguíneos. Por esto, es importante que tome medidas para prevenir o controlar la hipertensión arterial.

Aprenda más sobre la hipertensión arterial.

Cáncer de piel

El cáncer de piel es el tipo más frecuente de cáncer que las personas presentan después de un trasplante de riñón. Su probabilidad de presentar cáncer de piel es mayor después de un trasplante debido a que las medicinas que debe tomar para evitar un rechazo inhiben su sistema inmunitario, que es la defensa de su cuerpo contra ciertos tipos de cáncer. Su probabilidad es mayor si tiene tez blanca o tuvo cáncer de piel anteriormente.

Su equipo de trasplantes podría recomendarle que vea a un dermatólogo (médico especialista en la piel) cada año para que examine su piel.

Para evitar el cáncer de piel debe:

  • Aplicarse bloqueador solar antes de salir al aire libre
  • Cubrirse la piel, por ejemplo, usando una camisa ligera de mangas largas y un sombrero
  • Examinar su piel en busca de bultos y tumores cutáneos nuevos o áreas coloreadas.
  • Permanecer en la sombra para evitar exponerse a los rayos solares directos

Si desea más información sobre el cáncer de piel después de un trasplante, visite:

Gota

La gota es un tipo de artritis que causa dolor intenso, enrojecimiento e inflamación de las articulaciones. Las concentraciones altas de ácido úrico (un producto de desecho normal) en la sangre forman cristales que se acumulan en las articulaciones, y eso causa la gota.

Después de un trasplante, podría tener concentraciones altas de ácido úrico en la sangre debido a las medicinas que requiere tomar. Su médico puede hacerle pruebas de sangre para saber sus concentraciones de ácido úrico.

Su equipo de atención médica colaborará con usted para prevenir o controlar la gota ayudándolo a:

  • Mantener un peso sano
  • Seguir un plan de alimentación saludable

Aprenda más sobre la gota.

Lupus

El lupus es una enfermedad a largo plazo que puede causar dolor e inflamación (hinchazón) en cualquier parte del cuerpo. Cuando el lupus afecta y daña los riñones, la enfermedad recibe el nombre de nefritis lúpica. Esta enfermedad puede evitar que los riñones funcionen como deberían, o puede causar que dejen de funcionar.

Si tiene lupus y recibe un trasplante, es posible que sus síntomas recurran y afecten su nuevo riñón. Es importante que no falte a ninguna de sus citas de seguimiento para que su equipo de atención médica pueda vigilarlo con atención.

Para prevenir que el lupus dañe su riñón nuevo, su equipo de atención médica colaborará con usted ayudándole a:

  • Tomar su medicina para reducir su presión arterial
  • Tomar un diurético, también llamado píldora de agua, que es una medicina que ayuda a su cuerpo a eliminar la cantidad excesiva de líquidos.

Aprenda sobre la nefritis lúpica.

Otras enfermedades crónicas

Fumar cigarrillos y usar tabaco sin humo eleva su riesgo de enfermedades cardiacas, cáncer y enfermedades pulmonares. También puede reducir el tiempo que funcionará su riñón nuevo.

Si necesita ayuda para dejar de fumar, pregunte a su equipo de trasplantes sobre:

  • Medicinas para ayudarlo a abandonar el tabaco
  • Programas gratuitos para ayudarlo a abandonar el tabaco, como aplicaciones de teléfonos inteligentes y programas de mensajes de texto.