Artículo

El fósforo alto (hiperfosfatemia)

white man getting blood test
Conozca los perjuicios que puede causar el fósforo alto y las medidas para evitarlos.

El fósforo es un mineral que necesita el organismo para funcionar correctamente. Se encuentra en muchos alimentos y bebidas, así como en determinados medicamentos. El organismo usa el fósforo, junto con el calcio y la vitamina D, para mantener fuertes y saludables los huesos. Sin embargo, la presencia excesiva de fósforo en la sangre puede perjudicar al organismo.

¿Qué es el fósforo alto (hiperfosfatemia)?

El fósforo alto, también denominado hiperfosfatemia, significa tener un exceso de fósforo en la sangre. El fósforo alto es a menudo un indicio de daño renal. En personas cuyos riñones están sanos, la cifra normal de fósforo (fosfato) en la sangre está entre 2.5 y 4.5 mg/dL.

¿Cómo se diagnostica el fósforo alto?

Para saber si tiene el fósforo alto, los médicos analizan la concentración sanguínea de fosfato. Si la cifra de fosfato supera los 4.5 mg/dL, es posible que el médico ordene otros análisis para evaluar una posible insuficiencia renal.

¿Cuáles son los síntomas del fósforo alto?

Es habitual que el fósforo alto no cause síntomas por sí mismo. Sin embago, la presencia de un exceso de fósforo en la sangre puede extraer el calcio de los huesos y de otras partes del organismo y ello dé lugar a un calcio bajo (lo que se denomina también hipocalcemia). El calcio bajo sí causa síntomas, como por ejemplo:

  • Calambres musculares
  • Dolor en los huesos y las articulaciones
  • Debilidad de los huesos
  • Comezón o erupción en la piel

Cuando el fósforo extrae el calcio de los huesos, se tornan débiles y quebradizos. Esto implica un mayor riesgo de fracturas y otros problemas óseos.

¿Podría seguir con el fósforo alto después de un trasplante renal?

Sí, es posible que el fósforo siga alto después de recibir un trasplante renal. Podría deberse a varios motivos, como por ejemplo:

  • El daño óseo causado por la insuficiencia renal antes del trasplante
  • Los efectos secundarios de los medicamentos que impiden que el organismo rechace el riñón trasplantado (llamados inmunodepresores)

¿Cuál es la causa del fósforo alto?

El fósforo alto es a menudo un indicio de daño o insuficiencia renal. Los riñones sanos equilibran la cantidad de fósforo del organismo porque depuran de la sangre el exceso de fósforo. Los riñones de las personas con insuficiencia renal podrían no depurar ese exceso de fósforo.  

¿Cómo tratan los médicos el fósforo alto?

El tratamiento del fósforo alto depende de cuál sea la causa de la acumulación sanguínea del fósforo. Si tiene IRC, pregunte a su médico acerca cuál debiera ser su cifra de fósforo y si es necesario que restrinja el fósforo de sus comidas, bebidas o medicamentos.

Si recibe diálisis, no omita ninguna sesión. El médico ajustará la duración o la frecuencia de las sesiones de diálisis para eliminar el exceso de fósforo. Es posible que le receten también quelantes del fosfato, que son unos medicamentos que reducen la concentración sanguínea del fosfato.

    Preguntas para el nefrólogo (el médico de los riñones) y el dietista:

    Si tiene diagnosticada insuficiencia renal, el nefrólogo y el dietista le hablarán sobre el control del fósforo. 

    Aquí le sugerimos algunas preguntas que puede hacerle al nefrólogo en la consulta:

    • ¿Debo preocuparme de mi cifra de fósforo teniendo en cuenta mi estadio de insuficiencia renal?
    • ¿Cuál debiera ser mi cifra de fósforo?
    • ¿Con qué frecuencia debe evaluarse mi cifra de fósforo?
    • ¿Los resultados de mis análisis de sangre reflejan mi cifra de fósforo en ese momento o a lo largo del tiempo?
    • ¿Cuándo debo empezar a restringir el fósforo en mis comidas?
    • ¿Debo tomar quelantes del fosfato? En tal caso, ¿de qué tipo y cómo debo tomarlos? 
    • ¿Recomendaría que tome algún otro medicamento?
    • ¿Puede el ejercicio ayudar a disminuir mi cifra de fósforo?
    • ¿Eliminará la diálisis una parte del fósforo?
    • ¿Qué sucede si no se controla mi cifra de fósforo? ¿A qué síntomas debo prestar atención?

    Preguntas para el dietista

    • ¿Qué tanto fósforo me recomienda ingerir al día y a la semana?
    • ¿Cómo puedo llevar un control de la cantidad de fósforo que ingiero?
    • ¿Dónde aparece el fósforo en la etiqueta de los alimentos?
    • ¿Cuándo debo tomar mis quelantes del fosfato? ¿Antes, durante o después de las comidas?
    • ¿Hay algún alimento que debe evitar por completo?
    • ¿Qué diferencia hay entre el fósforo natural y el agregado? ¿Es un tipo mejor que el otro?
    • ¿Hay algún modo de eliminar o disminuir el fósforo que contienen los alimentos?
    • ¿Qué debo hacer cuando salga a comer a restaurantes u otros lugares?

    Ciberseminarios y videos sobre el fósforo

    Si desea más información sobre el control del fósforo, visite nuestros ciberseminarios sobre el fósforo para las personas con insuficiencia renal.

     

    Recursos para los profesionales

    Tome nuestro curso de capacitación continuada por internet acerca del control de la hiperfosfatemia.

    Los objetivos de este curso son:

    • Identificar y comprender las dificultades que enfrentan los dietistas y otros profesionales de la salud a la hora de controlar la hiperfosfatemia en sus pacientes.
    • Describir las diferencias en el metabolismo y la repercusión de las fuentes de fósforo orgánico e inorgánico e identificar los alimentos que los contienen.
    • Identificar herramientas y estrategias eficaces que pueden emplear los profesionales de la salud en su consulta. 

    Créditos de capacitación continuada: 1.00 Commission on Dietetic Registration (CDR); 1.20 NANT; 1.00 Asistencia